cabecera Página de FacebookEmail de Biogeografia
youtubegoogleplus
a
La tierra es insultada, y ofrece sus flores como respuesta (Rabindranath Tagore)
inicio
informacion

arte

google

WWW biogeografia

- Bibliografía
- Documentales
- Cine ecológico
- Revistas
- Páginas web
- Fotografía aérea
- Imágenes de satélite
- Cartografía
- Sist. de Inform. Geográfica
- Servidores WMS
 
espacios naturales
Picos de Europa desde Caín (León)
a

publicidad

Canal de YouTube

sciences of the ground

 
flores
 
Licencia de Creative Commons

 

TEMA 10.

GEOBOTÁNICA

 

10.7.2. BOSQUES MEDITERRÁNEOS


Coscojares:


La coscoja o maraña (Quercus coccífera) es una especie típica del clima mediterráneo, de hecho, se distribuye ampliamente alrededor del todo el mar Mediterráneo. En la península Ibérica es muy común, aparece en la región mediterránea ibérica (en España y en Portugal) en las grandes depresiones (depresión del Tajo, del Duero y del Ebro), en el sistema Central, en la meseta sur, en muchas regiones costeras (del sur, el sureste y el este de la península) y en áreas del interior. Aun así, falta o es muy escaso, en el norte de la península en Galicia, Asturias, Cantabria y en Euskadi (Blanco et al, 1997). Taxonómicamente, la coscoja está emparentada con la encina (Blanco et al, 1997).

Esta especie prefiere precipitaciones bajas y concentradas en invierno (para desarrollarse en primavera), aunque puede vivir en diferentes ambientes, en lugares áridos, semiáridos, cálidos, templado-cálidos, en áreas localmente frías y en áreas cálidas de montaña. Se desarrolla favorablemente en lugares con una precipitación anual comprendida entre los 400 y los 800 mm. anuales, aunque pueden sobrevivir en áreas secas con unos 200 mm. anuales, como en el Cabo de Gata (Almería) y en Águilas (Murcia); y en lugares húmedos con más de 1.200 mm. anuales, como en la sierra de Grazalema, en Cádiz. A nivel edafológico, se adapta a muchos tipos de suelos, aunque predomina en áreas rocosas (Blanco et al, 1997). Por otro lado, es importante tener en cuenta que la coscoja es capaz de rebrotar de cepa, y que es una especie que sobrevive y se adapta muy bien a los incendios, de hecho hay autores como Le Houérou (1974) y Trabaud (1981), que opinan que la coscoja es capaz de formar comunidades piroestables.

Coscoja
Ejemplar de coscoja de tamaño medio situado en el páramo de Iriépal (Guadalajara),
en la Cuesta del Llano. Fotografía de Alberto Díaz, 2015.
 

La coscoja es una especie perenne y esclerófila. Suele presentarse en forma de arbusto aunque en condiciones óptimas puede alcanzar los 8 y los 12 metros de altura. Normalmente esta muy ramificada, sus ramas comienzan a crecer muy cerca de la base y forman una copa muy tupida y densa. La corteza es lisa y cenicienta en los ejemplares jóvenes, y cuando los árboles van madurando se agrieta y se vuelve mas oscura. Las hojas son onduladas y tienen pinchos en los bordes, además son brillantes y tienen un color verde muy intenso. El fruto, la bellota, tiene una cúpula espinosa muy característica (a diferencia de la de la encina que es mucho menos espinosa). Las flores masculinas son muy pequeñas y se agrupan en espigas cortas de color amarillento. Las flores femeninas nacen en la misma planta, solitarias o en grupos de dos o tres (wikipedia, 2016).

Es fácil, identificar a la coscoja, aún así, se recomienda usar esta pequeña guía de pinos y robles de la península Ibérica pdf.

 
Hojas y frutos de coscoja
Imágenes de las hojas, el fruto y las ramas de una coscoja. Fotografía de Alberto Díaz, 2015.

Este árbol o arbusto, suele ser muy común en el área mediterránea dentro de los pisos termomediterráneo y mesomediterráneo. Vive en ambientes muy variados y en diferentes formaciones. Pueden aparecer en coscojares puros con formas arbóreas (que pueden alcanzar los 8 o los 12 m. de altura), o en bosques mixtos compartiendo espacio con otras especies arbóreas y arbustivas (con espinos negros, encinas, algarrobos...), presentándose generalmente en estos casos, en forma arbustiva o subarbustiva (con ejemplares que se sitúan por debajo de los 6 m. de alto). Por otro lado, las coscojas también aparecen en etapas seriales y degradadas de otras especies (como la serie de la encina) y en bosques en donde la vegetación está en una etapa climácica o en un buen estado de desarrollo, como en quejigares, encinares, alcornocales, pinares, matorrales climácicos... (Malagarriga, 1979; Blanco et al, 1997).

Según Blanco et al (1997) teniendo en cuenta criterios o características ambientales y florísticas se pueden diferenciar dos tipos de coscojares: los coscojares periféricos y los coscojares interiores.

- Coscojares periféricos: se sitúan en áreas periféricas de la península Ibérica y en áreas subcosteras. Aparecen en el levante y en el sur (principalmente en Valencia, Alicante, Murcia y Almería), en lugares en donde el clima es mediterráneo no continental, es decir, en sitios con temperaturas suaves o altas, y precipitaciones bajas.

En estos bosques, las coscojas presentan una talla mediana, aunque algunos ejemplares adquieren portes arbóreos. El estrato arbustivo suele estar compuesto por formaciones mixtas en donde la coscoja se mezcla con otros árboles de estatura media y generalmente perennifolios, como el algarrobo (Ceratonia siliqua), el palmito (Chamaerops humilis), el olivo silvestre (Olea europea var. sylvestris)... El cortejo de estos coscojares, en general, es muy rico, y en él dominan especies perennifolias y/o termófilas. Los arbustos más comunes son lentisco o entina (Pistacia lentiscus), aladierno (Rhamnus alaternus), espino negro (Rhamnus lycioides), labiérnago negro o agracejo (Phillyrea latifolia), bayón (Osyris lanceolata)... Acompañan a estas plantas algunas lianas y enredaderas como la Clematis flammula, la zarzaparrilla (Smilax aspera), y la madreselva (Lonicera implexa) (Blanco et al, 1997).

Dentro de estos bosques, entre los árboles y los arbustos, aparecen espacios aclarados (mayores o menores en función del estado de conservación del coscojar), en los que se cuelan muchas especies heliófilas como Brachypodium retusum, Euphorbia characias, Rosmarinus officinalis, Ulex parviflorus, Asparagus stipularis... (Blanco et al, 1997).

Existen buenos coscojares de este tipo en la sierra de Arrábida (o Serra da Arrábida) en Portugal, en la sierra del Pitón de Antás (Almería), en el norte de Alicante, en las montañas de Tortosa (Tarragona), en el puerto de Querón (Castellón)... (Blanco et al, 1997).

- Coscojares interiores: se distribuyen por el interior de la península Ibérica, principalmente en áreas mesomediterráneas. Aparecen en Aragón, en la depresión del Ebro, el Tajo y el Duero, en la meseta Central, en los sistemas Béticos... En estas áreas, el clima sigue siendo mediterráneo, aunque tiene un carácter mas continental (Blanco et al, 1997).

En estos lugares también hay formaciones mas o menos abiertas en las que domina la coscoja, pero es más común ver a esta especie en bosques mixtos junto con encinas, pinos carrascos e incluso con sabinas albares. En general, en estos bosques la coscoja tiene un tamaño mediano o bajo, y su cortejo florístico es mas pobre que en los coscojares periféricos (Blanco et al, 1997).

El sotobosque de estas formaciones depende de la zona en la que se sitúe el coscojar, aunque suelen estar presentes muchas especies arbustivas como el espino negro (Rhamnus lycioides), la aliaga o aulaga (Genista scorpius), la romerina (Cistus clusii), el lentisco (Pistacia lentiscus), la cornicabra (Pistacia terebinthus), la coronilla (Coronilla minima)... También suele haber algunas hierbas, como el esparto (Stipa tenacissima) o la Globularia alypum, aunque el estrato de las lianas generalmente es mucho mas pobre que en los coscojares de la periferia peninsular, y no hay muchas especies destacables (Blanco et al, 1997).

Según el libro de “Los Bosques Ibéricos” (Blanco et al, 1997) existen buenos coscojares interiores (también llamados sardares en Aragón o garrigas en Cataluña) en sierra Morena (en Huelva, Sevilla y Córdoba), en la sierra de la Sagra (Granada), en Torrelaguna (Madrid), en el Regajal, en Aranjuez (Madrid), en el Maestrazgo (en el norte de Castellón), en las sierras de Alcubierre, Lanaja, Sigena, en Caspe (en Aragón), en las Bardenas Reales (Navarra), en algunos puntos de la provincia de Álava... (Blanco et al, 1997).

Estratos

Coscojares periféricos

Coscojares interiores

Árboles

La coscoja (Quercus coccifera) aparece mezclada con otros árboles como el algarrobo (Ceratonia siliqua), el palmito (Chamaerops humilis), el olivo silvestre (Olea europea var. sylvestris)...

La coscoja en estas áreas aparece dominando el estrato o mezclada con encinas, pinos carrascos o sabinas albares.

Arbustos

Los más comunes son: lentisco (Pistacia lentiscus), aladierno (Rhamnus alaternus), espino negro (Rhamnus lycioides), labiérnago negro (Phillyrea latifolia), bayón (Osyris lanceolata)...

Las especies más típicas son: espino negro (Rhamnus lycioides), aliaga (Genista scorpius), romerina (Cistus clusii), lentisco (Pistacia lentiscus), cornicabra (Pistacia terebinthus)...

Hierbas

En los espacios aclarados aparecen: Brachypodium retusum, Euphorbia characias, Ulex parviflorus...

Destacen el esparto (Stipa tenacissima) y la Globularia alypum.

Lianas
y
enredaderas

Las más típicas son la Clematis flammula, la zarzaparrilla (Smilax aspera), y la madreselva (Lonicera implexa).

No suelen haber muchas especies en este estrato.

Principales especies de los coscojares (Blanco et al, 1997).

Por último, es necesario recordar que el ser humano ha tendido a favorecer a la coscoja, puesto que al degradar al encinar, ha formado coscojares. Estos arbustos han sido, por lo tanto, muy empleados para el pastoreo de cabras y ovejas, la producción de leña, la caza extensiva, la apicultura... (Blanco et al, 1997).

A continuación se muestra una fotografía aérea del coscojal del Regajal, en Aranjuez (Comunidad de Madrid), en donde se aprecia la estructura abierta de estas formaciones.

coscojar
Coscojar en el Regajal, en Aranjuez (Comunidad de Madrid). Fuente: Blanco et al, 1997.
Imagen del PNOA © Instituto Geográfico Nacional de España.
 
 
Continúa en la siguiente página con los alcornocales...
 
 
 
biogeografia.netau.net

 

  flecha página flecha  

 

Alberto Díaz San Andrés (2011-2016), última actualización: junio de 2016. www.biogeografia.netau.net (versión 4.0)
 
 
Bellota de coscoja Hojas de coscoja Interior de una coscoja