cabecera Facebook de BiogeografíaEmail de Biogeografia
youtubegoogleplus
a
La tierra es insultada, y ofrece sus flores como respuesta (Rabindranath Tagore)
inicio
informacion

arte

google

WWW biogeografia

- Bibliografía
- Documentales
- Cine ecológico
- Revistas
- Páginas web
- Fotografía aérea
- Imágenes de satélite
Cartografía
- Sist. de Inform. Geográfica
- Servidores WMS
 
espacios naturales
Picos de Europa desde Caín (León)
a

publicidad

Canal de YouTube

sciences of the ground

 
flores
 
Licencia de Creative Commons

 

CARTOGRAFÍA

HISTORIA DE LA CARTOGRAFÍA Y FUENTES CARTOGRÁFICAS A NIVEL MUNDIAL
 

La cartografía romana supone un cierto retraso a nivel técnico respecto a la griega. Los cartógrafos romanos no aplican mediciones astronómicas, coordenadas ni proyecciones en sus mapas. Realizan mapas prácticos (con fines militares y administrativos) pero muy poco realistas. En ellos, se representan principalmente los caminos y las ciudades del Imperio Romano, se sitúa a Roma en el centro y se exagera el tamaño de Italia. El mapa más característico de este periodo es la Tabula Peutingeriana (o Tabla de Peutinger), un mapa de gran tamaño, de 30 cms. por 6 m. de largo, realizado por un autor desconocido en el siglo IV. No es un mapa en sentido estricto, realmente es un cartograma, puesto que no tiene ni proyección ni escala, pero aún así tiene un gran valor histórico y práctico puesto que en él aparecen unos 5.000 lugares de Europa, África y Asia. Actualmente no existen versiones originales del mapa, sino copias posteriores de los siglos XIII, XV y XVI.

 
tabla peutingeriana
Fragmento de la Tabula Peutingeriana por Conradi Milleri, Ulrich Harsch Bibliotheca Augustana.
Imagen con Licencia Dominio Público via Wikimedia Commons.
 

En la Alta Edad Media (476-1000), en el mundo occidental, los mapas se alejan de la realidad y representan el mundo teniendo en cuenta una concepción mística o religiosa. En ellos, se pierde la idea de la esfericidad de la Tierra y se cartografía el planeta como una especie de disco cortado por una T que se forma con la intersección del mar Mediterráneo, el río Nilo y el mar Negro, por ello este tipo de mapas se les denomina beatos o mapas de T en O. Asia se sitúa al norte, Europa al suroeste y África al sureste. Jerusalén suele estar en el centro del mapa y en el interior de los continentes se suelen añadir símbolos primitivos, detalles geográficos difíciles de interpretar y lugares personajes míticos (como el paraíso de Adán y Eva, el arca de Noé, la torre de Babel, el infierno...). Un ejemplo de este tipo de mapas son los T en O del Beato de Liébana (701 o 730-798).

En la Baja Edad Media (siglos XI al XV) surgen mapas de T en O más evolucionados, que aunque mantienen una forma mística del planeta se van acercando un poco más a la realidad. Destacan en este periodo el mapa de Hereford, datado hacia el año 1300 y que se atribuye a Richard de Haldingham (en Inglaterra); y el mapa de Ebsdorf, realizado en torno a 1300 posiblemente por un monje del monasterio benedictino de Ebstorf, en la Baja Sajonia (Alemania), en él la Tierra se representa sobre el cuerpo de Jesucristo.

Coetánea a la cartografía cristiana de la Alta y la Baja Edad Media aparece la cartografía árabe. Mientras que en Europa los monjes realizan mapas fantásticos muy alejados de la realidad, los cartógrafos del mundo árabe hacen mapas muy precisos con una base astronómica, geográfica, y geométrica. Los árabes basan sus mapas en la cartografía griega, y la actualizan. Recalculan la longitud de un grado terrestre, crean sus propias proyecciones, construyen esferas celestes, usan sus mapas para la enseñanza de la geografía...

Entre todos los cartógrafos árabes destaca el ceutí Abū Abd Allāh Muhammad al-Idrīsī (1100 - 1165 o 1166), quien en 1154 crea un gran mapamundi conocido como la Tabula Rogeriana o “deseo de quien desea recorrer el mundo”. Para confeccionar este mapa, que acompaña con un libro de geografía, Idrisi estudia las fuentes cristianas y musulmanas, y recorre gran parte de los territorios cartografiados. El resultado es un mapa con gran detalle, orientado hacia el sur (y no al norte como ocurre en los mapas actuales), en donde se observa perfectamente el perfil de Europa, el norte de África y gran parte de Asia.

TabulaRogeriana.jpg
Tabula Rogeriana de Al-Idrisi, Bibliotheque nationale de France (MSO Arabe 2221).
Licendia Dominio Público via Wikimedia Commons.
(*) Para apreciar la precisión del mapa de Al-Idrisi se recomienda verlo
orientado hacia el norte en el siguiente enlace.
 

Al final de la Edad Media, aparece un nuevo tipo de cartografía, los mapas o cartas portulanas. Estas cartas son la consecuencia del gran impulso que a partir del siglo XIII alcanzó la navegación en el Mediterráneo. Obtienen su mayor perfección en los siglos XIV y XV, gracias a la labor de italianos, catalanes y mallorquines, aunque a partir del XVI con el desarrollo de la cartografía moderna empezaron a decaer. Se basan en mediciones hechas con brújula y se caracterizan porque su escala varía entre la 1:5.000.000 y la 1:3.000.000, y porque están cubiertos por muchas líneas ixodrómicas que radian desde una gran rosa da los vientos. Además, los portulanos, están orientados al norte magnético (y no al geográfico), en ellos no hay rótulos en las zonas emergidas (sólo escudos, banderas, retratos de reyes o simplemente están en blanco), pero sí que aparecen muchos topónimos en las costas (puertos, cabos, golfos y cualquier otro accidente costero), y casi todos representan la misma zona: el Mar Mediterráneo y el Mar Negro.

Los portulanos fueron una idea de los capitanes de la flota genovesa del siglo XIII. El más antiguo es la carta de Pisa o carta Pisana (alrededor de 1275 - 1300), pero la carta portulana más famosa es el Atlas Catalán, de Abraham y Jafurda Cresques (o Atlas de los Cresques) del año 1375. Esta obra está compuesta por 12 hojas de 70 x 50 cms., y difiere del resto de portulanos por su calidad y porque abarca una mayor extensión de terreno.

 
frag Atlas Catalá
Fragmento del Atles català por Cresques Abraham, Bibliothèque Nationale de France.
Licendia Dominio Público via Wikimedia Commons.
 
 
Continúa en la siguiente página con la cartografía moderna

 

  flecha página flecha  

 

Alberto Díaz San Andrés (2011-2016), última actualización: julio de 2016. www.biogeografia.netau.net (versión 4.0)